脷ltimo momento

Messi: “No sab铆a que ten铆a que tributar”

Tras esperar pacientemente durante casi tres horas sentado en una silla -primero mientras escuchaba tecnicismos y luego a su padre exculp谩ndolo de todo-, Lionel Messi finalmente afront贸 el interrogatorio del tribunal que lo juzga a 茅l y a su padre Jorge por la presunta evasi贸n de 4,1 millones de euros a la Hacienda espa帽ola entre 2007 y 2009.

mesi

驴Usted supo si tributaba por los derechos de imagen?, le pregunt贸 la fiscal del caso al futbolista, quien respondi贸: “La verdad que no, no sab铆a nada”.

“Como explic贸 mi pap谩, me dedicaba a jugar al f煤tbol, y yo confiaba en mi pap谩 y en los abogados que llevan las cosas”, complet贸 el crack rosarino.

La declaraci贸n de Messi dur贸 15 minutos y no aport贸 mucho m谩s a lo que ya hab铆a explicado el futbolista en su primera comparencia ante la justicia en septiembre de 2013, cuando el caso estaba en fase de investigaci贸n.

Por recomendaci贸n de su defensa, el crack rosarino no respondi贸 a las preguntas de la Abogac铆a del Estado, que es la 煤nica que lo acusa y pide para 茅l una pena 22 meses y medio de prisi贸n, igual que para su padre por tres delitos fiscales.

Acept贸 someterse al interrogatorio de la Fiscal铆a, que lo exculpa y s贸lo apunta a Jorge, a quien considera responsable de la creaci贸n de un entramado societario para ocultar a la Hacienda espa帽ola parte de los ingresos del futbolista, que durante los tres a帽os sometidos bajo investigaci贸n ingres贸 algo m谩s de 10 millones de euros s贸lo en concepto de derecho de imagen.

驴Usted supo si tributaba por los derechos de imagen?, pregunt贸 la fiscal del caso al futbolista, quien respondi贸: “La verdad que no, no sab铆a nada”

La fiscal, Raquel Amado, cree que Messi no intervino en la gesti贸n de su patrimonio y que desconoc铆a todo lo relacionado con el mecanismo defraudador, a pesar de ser el director y 煤nico accionista de la empresa Jenbril, la empresa radicada en Uruguay que cobraba por sus derechos de imagen y luego suscribi贸 contratos con otras entidades domiciliadas en jurisdicciones de conveniencia como el Reino Unido y Suiza.

驴Lleg贸 a tener alguna entrevista con los abogados (asesores fiscales) para que le explicaran algo sobre las empresas? “No, nunca”, remarc贸 Messi.

A pesar de que reconoci贸 haber firmado contratos en nombre de Jenbril, el futbolista dijo no sab铆a que era 煤nico accionista y director de la empresa.

Adem谩s, la procuradora inquiri贸 a Messi que le respondiera si firmaba con los ojos cerrados, sin preguntar nada, y 茅l insisti贸: “Conf铆o en mi pap谩 y nunca se me pas贸 por la cabeza que me iba a enga帽ar”.

“No s茅 nada de esos temas, nunca me interes茅, as铆 que no sab铆a”, remarc贸, cuando se le pregunt贸 si lleg贸 a sospechar que no cumpl铆a con sus obligaciones tributarias. Esta cuesti贸n en clave, ya que el juez instructor sostuvo que existen elementos que deb铆an haber “despertado sospechas” por parte del futbolista, en relaci贸n con la gesti贸n de su patrimonio millonario.

“Lo 煤nico que sab铆a era que firm谩bamos contratos con patrocinadores, y que ten铆a que hacer anuncios y esas cosas, pero por d贸nde entraba y a d贸nde iba el dinero no tengo idea”, sostuvo Messi, quien record贸 haber visto a su asesor fiscal “dos veces como mucho” en su vida.

Jorge Messi, que permaneci贸 todo el tiempo sentado junto a su hijo y declar贸 antes que 茅l, asegur贸 que a Leo no le inform贸 nada en relaci贸n con las empresas que gestionaban sus derechos de imagen y que la Hacienda espa帽ola y la Fiscal铆a considera que utiliz贸 para evadir.

“Desde que mi hijo empez贸 su carrera le intent茅 facilitar la vida, lo que hac铆a era acompa帽arlo”, asegur贸 Jorge Messi en el inicio de su comparecencia ante el tribunal de Barcelona que juzga a 茅l y a Lionel Messi.

“En alg煤n momento lo hablamos porque necesit谩bamos a alguien que nos gu铆e a nivel legal y fiscalmente. Entonces busqu茅 a alguien y apareci贸 (Rodolfo) Schinocca”, a帽adi贸, en referencia a su primer asesor y supuestamente ex socio.

“Este se帽or me dijo que ten铆a que tener una organizaci贸n donde llevar los derechos de imagen. Y para m铆 este tema es chino b谩sico, no entiendo nada”, remarc贸.

Ese entramado fue detectado a partir de un contrato de 2005 firmado por los padres de Messi -cuando el futbolista era todav铆a menor de edad- por el que cedieron por un monto irrisorio de 50.000 d贸lares y de forma simulada por diez a帽os los derechos de imagen del futbolista a la empresa Sports Consultants.

Posteriormente, a ra铆z de sus desavenencias con Schinocca, Jorge recurri贸 al despacho de abogados Juarez Veciana, que cre贸 una segunda estructura de empresa radicadas en para铆sos fiscales para canalizar esos mismos ingresos y, seg煤n la acusaci贸n, mantenerlos ocultos.

“A Leo no le inform茅 nada”, dijo consultado respecto a las decisiones en torno a estas operaciones.

En ese momento, Sports Consultants cedi贸 los derechos de imagen de Messi a Jenbril, una operaci贸n que fue ratificada con la firma de Leo, aunque Jorge insisti贸 en que su hijo ni ley贸 lo que firmaba.

Cuestionado sobre si ten铆a conocimiento de que deb铆a pagar impuestos por esos ingresos, Messi padre indic贸 que “a fin de a帽o sab铆a que se pagaba pero no cu谩nto ni d贸nde”.

“La estructura la arma 脕ngel Ju谩rez (su asesor)”, remarc贸, para luego reconocer que el dio luz verde pero porque le sugirieron que lo hiciera de ese modo.

Messi y su padre se presentaron esta ma帽ana en los juzgados de la capital catalana en medio de una gran expectativa medi谩tica.

Sobre las 10.15 hora local (5.15 de Argentina), el capit谩n del combinado ‘albiceleste’, vestido de traje negro, camisa blanca y corbata, se baj贸 de una camioneta con sus acompa帽antes -entre ellos su hermano rodrigo y el fisioterapeuta de la AFA ‘Dady’ D’Andrea-, y con semblante serio y sin hacer declaraciones, ingres贸 a pie por las escalinatas del Palacio de Justicia catal谩n.

Unos 200 periodistas aguardaban su llegada junto a decenas de curiosos, algunos de los cuales lanzaron gritos tanto en contra como a favor del crack rosarino.

“Vete a jugar a Panam谩, cabr贸n” o “devolv茅 la plata”, fueron algunos de los insultos que recibi贸, aunque tambi茅n se llev贸 el piropo de una mujer que lo llam贸 “t铆o bueno”.

Casi cinco hora despu茅s, abandon贸 la Audiencia de Barcelona ovacionado por un centenar de personas que gritaban “隆Messi, Messi!”. Con una sonrisa, el astro argentino se alej贸 as铆 de sus problemas con la justicia -ya que renunci贸 a ejercer ma帽ana su derecho de 煤ltima palabra-, para poder asumir cuanto antes su compromiso con la selecci贸n argentina en la Copa Am茅rica.

Comentar

Su direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada.Los campos necesarios est谩n marcados *

*