Último momento

Fútbol en todos lados, pero ¿por casa cómo andamos?

Se está jugando la Libertadores y arrancan las Eliminatorias pero la Liga Profesional sigue esperando la hora de su estreno. Hay un torneo planeado, falta una autorización y una fecha.

La pelota ya volvió a rodar en casi todos los rincones de la tierra. Incluso, por estos meridianos, ya sonó la pitada inicial para el reinicio de la Copa Libertadores y, en pocos días más, también se pondrán en marcha las Eliminatorias sudamericanas. Sin embargo, Argentina no tiene fútbol. La Liga Profesionalque con tanto entusiasmo se creó para renovar la atmósfera deportiva en el máximo escenario de nuestro deporte preferido, sigue elongando sin vistas de un círculo colorado que señale una fecha del calendario.

Es cierto que las previsiones sanitarias de nuestro país no resultaron acertadas y lo que parecía que para el advenimiento de esta primavera iba a mostrar una situación más calmada en torno al número de enfermos de COVID-19, se perdió en la incertidumbre de cifras que crecen, incluso, en zonas del país que en el algún momento parecieron tener controlada la pandemia. Entonces, lo que los dirigentes planeaban, el Gobierno Nacional rechazaba.

Las medidas sanitarias que oportunamente se dispusieron en nuestro territorio no fueron respetadas por buena parte de la sociedad (entre trabajadores esenciales, irresponsables y maleducados) y el virus no dio tregua. A la CONMEBOL no le interesó y, protocolos mediante, dispuso que la Libertadores volviera al ruedo. La venia había llegado desde la FIFA que decidida a mantener en marcha el negocio, dio la orden de reactivar las competencias y fijó las fechas del arranque de la clasificación para el Mundial de Qatar 2022: dos en octubre y dos en noviembre.

Pero en casa, el fútbol local sigue congelado. Marcelo Tinelli, conforme con el proyecto de torneo ideado (seis grupos de cuatro equipos en busca de una final para clasificar a la Libertadores del 2021) propuso regresar en octubre. Pero no obtuvo luz verde de la Casa Rosada y, encima, la fechas planeadas coincidían con las dos primeras de las Eliminatorias. Por eso, si autorizan que los futbolistas que hace dos meses se están entrenando también puedan jugar, el fin de semana del domingo 18 de octubre podría ser el mojón del kilómetro 0 para la nueva historia. Pero es Argentina y todo puede pasar.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*