Último momento

Crisis en el transporte aéreo mundial por el caso Boeing

Tras el segundo accidente de un avión construido por la compañía varios países adoptaron la decisión de no dejarlos volar.

Luego del accidente aéreo que protagonizó Ethiopian Airlines en el que 346 personas perdieron la vida en Etiopía, en una aeronave Boeing 737 MAX 8 y 9, son muchos los países que vetaron su uso debido a fallas en el software.

A tal escala llegó la incertidumbre que el Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, prohibió su uso y generó una escalada en otros países que hieren gravemente a una de las empresas más grandes del gigante del norte.

Así, ya suman 26 las aerolíneas y 10 los países que cerraron los cielos para el 737, entre ellos Reino Unido, Alemania, Australia, China y Malasia. Lo propio hizo Aerolíneas Argentinas en nuestro país.
Sobre esta temática, el piloto especialista en seguridad aeronáutica, Martín Villagra, fue consultado por el programa La Perra Vida (Radio Unversidad).

Villagra identificó el problema en que los nuevos Boeing 737 tienen un rediseño por el gran porte de sus motores. “Esto genera un momento de sustentación, un fenómeno aerodinámico que cuando el avión está volando en una altitud muy elevada puede entra en pérdida, es decir, que el avión deja de volar”, explicó.

Para contrarrestar el efecto “la Boeing le metió un sistema que se llama MCAS (Maneuvering Characteristics Augmentation System) pero que los pilotos no sabíamos que existía y que es para la controlabilidad de los aviones”, agregó el experto.

Al ser un sistema automático, se ejecutaba de ese modo y los pilotos no sabían qué ocurría mientras sus aeronaves bajaban las “narices” y perdían altitud.

Villagra recordó que nuestra aerolínea de bandera posee 5 unidades de este avión.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*