脷ltimo momento

Coronavirus: a dos meses del inicio de la cuarentena, Alberto Fern谩ndez eval煤a una nueva pr贸rroga

Evaluar谩 las medidas de restricci贸n, de acuerdo con la evoluci贸n de la pandemia y sus diferentes manifestaciones en las provincias, ciudades o distritos.

El aislamiento social obligatorio dispuesto por el gobierno nacional ante el avance del coronavirus cumplir谩 este mi茅rcoles dos meses, en momentos en que el presidente Alberto Fern谩ndez eval煤a una posible extensi贸n de las medidas de restricci贸n, de acuerdo con la evoluci贸n de la pandemia y sus diferentes manifestaciones en las provincias, ciudades o distritos.

El aislamiento social, preventivo y obligatorio fue anunciado el 19 de marzo, pero empez贸 a regir al d铆a siguiente a trav茅s de un Decreto de Necesidad y Urgencia del Poder Ejecutivo, que fue ratificado por el Senado de la Naci贸n la semana pasada en su primera sesi贸n de modo virtual desde la pandemia.

El aislamiento, a partir de su vigencia, fue renovado cada 15 d铆as por el jefe de Estado con distintas restricciones y aperturas, en sinton铆a con el n煤mero de casos registrados en cada distrito del pa铆s y siempre luego de hacer consultas con un comit茅 de expertos y epidemi贸logos, gobernadores y autoridades del Gobierno porte帽o.

La medida, in茅dita en el pa铆s, comenz贸 con la Fase 1 de aislamiento estricto y con el lema 芦Quedate en casa禄, que busc贸 concientizar sobre la necesidad de permanecer en los domicilios y evitar as铆 los contagios.

La excepci贸n fueron los trabajadores de actividades consideradas como 芦esenciales禄, es decir las imprescindibles, que siguieron con actividad respetando protocolos de protecci贸n para evitar contagios, como en los casos del personal de salud, seguridad, recolecci贸n de residuos, transportes, medios de comunicaci贸n y la producci贸n de alimentos.

En esa primera fase de la cuarentena, los supermercados y farmacias abrieron en horarios reducidos, y la sugerencia para la poblaci贸n fue que las salidas solo se realicen en esos locales de cercan铆a, para evitar la aglomeraci贸n masiva de personas.

En ese contexto, las calles de pueblos y ciudades quedaron vac铆as y las medidas de prevenci贸n fueron el lavado frecuente de manos, el uso de alcohol en gel y la desinfecci贸n de los productos que ingresaban a los hogares.

El distanciamiento social, que implica la separaci贸n de un metro y medio entre personas para evitar contagios, fue la medida obligatoria que se impuso en la calle para evitar contraer la enfermedad.

El teletrabajo y la suspensi贸n de las clases en todos los niveles educativos contribuyeron a la ausencia en las calles de ni帽os y estudiantes, que empezaron a recibir material educativo por canales electr贸nicos.

En la Fase 2, de aislamiento administrativo de la cuarentena, la movilidad de la poblaci贸n pas贸 del 10 al 25 por ciento, se realizaron nuevas autorizaciones para reanudar actividades, y se dispuso como obligatorio para salir a la calle el uso de tapa nariz y boca, a modo de barbijo, medida dispuesta de manera progresiva en los diferentes distritos del pa铆s como nueva forma de protecci贸n que se sum贸 a las que ya reg铆an desde el inicio del aislamiento.

A mediados de abril se dispuso la Fase 3, de segmentaci贸n geogr谩fica, en la que se permiti贸 hasta el 50 por ciento de movilidad de las personas y hubo nuevas autorizaciones para reiniciar actividades.

Comentar

Su direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada.Los campos necesarios est谩n marcados *

*