√öltimo momento

Catalu√Īa, en llamas: crecen protestas y la violencia de los independentistas

USA, Francia y Reino Unido ya alertan a sus ciudadanos de los riesgos de viajar a Barcelona. Mientras crece el n√ļmero de heridos y detenidos

Los disturbios comenzaron despu√©s de la sentencia con el que el Supremo de Espa√Īa conden√≥ a los separatistas por sedici√≥n a penas de hasta 13 a√Īos e inhabilitaci√≥n para ejercer cargos p√ļblicos, por su responsabilidad en la Declaraci√≥n Unilateral de Independencia del 27 de octubre de 2017.

A partir de all√≠ se ha producido una escalada en las protestas, primero en Barcelona y ahora en todo Catalu√Īa, que deber√≠an tener su punto c√ļlmine en el paro general convocado para ma√Īana, en que se prev√© movilizaciones masivas.

El Jefe del Gobierno Catal√°n Joaquim Torr√° desaf√≠a en su comparencia ante el parlamento local al gobierno central: ‚ÄúNo aceptamos la sentencia de la ignominia” dijo, advirtiendo que est√°n dispuestos a ejercer el derecho a la autodeterminaci√≥n.

La respuesta del Gobierno Espa√Īol no se hizo esperar en la voz del presidente en funciones Pedro S√°nchez, que luego de reunirse con l√≠deres de la oposici√≥n manifesto que ‚Äúconsidera todas las opciones” y que responder√° ‚Äúcon tres reglas: firmeza democr√°tica, unidad de los partidos pol√≠ticos y proporcionalidad de la respuesta”.

Ayer, el tercer día de protestas dejó de nuevo el olor a quemado por todo el centro de la ciudad. Grupos de jóvenes, tapados con capuchas algunos y otros a cara descubierta, iban cruzando contenedores y prendiéndoles fuego. La escena del martes se repitió, aunque con una variante: no eran tantos, pero actuaron con más contundencia contra la policía hasta el punto de obligarlos a retroceder.

La respuesta del Gobierno Espa√Īol no se hizo esperar en la voz del presidente en funciones Pedro S√°nchez, que luego de reunirse con l√≠deres de la oposici√≥n manifesto que ‚Äúconsidera todas las opciones” y que responder√° ‚Äúcon tres reglas: firmeza democr√°tica, unidad de los partidos pol√≠ticos y proporcionalidad de la respuesta”.

Ayer, el tercer día de protestas dejó de nuevo el olor a quemado por todo el centro de la ciudad. Grupos de jóvenes, tapados con capuchas algunos y otros a cara descubierta, iban cruzando contenedores y prendiéndoles fuego. La escena del martes se repitió, aunque con una variante: no eran tantos, pero actuaron con más contundencia contra la policía hasta el punto de obligarlos a retroceder.

A esta hora, el parlamento catalán discute las alternativas en medio de diferencias de criterio entre los independentistas. En cualquier caso, más allá del debate parlamentario, las definiciones se están produciendo por la agudización en la respuesta popular.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*